Me pongo el sueldo

Artículo de opinión publicado, respectivamente, en ODIEL y ElPlural.com el domingo 27 y el lunes 28 de diciembre de 2009
Autor: Ígor R. Iglesias

Hoy he estado con alguna que otra persona que no tiene trabajo, pero sí bocas a las que dar de comer. El mayor sueño para una persona en situación de desempleo es encontrar un trabajo y todos somos susceptibles de acabar en la cola del Servicio Andaluz de Empleo (SAE). Muy bien tiene que irle a alguien laboralmente para que pueda ponerse el sueldo. Una situación que coloca a esta última persona justo en el polo opuesto a aquella que está parada.

Pero como yo soy un chulo, me pongo el sueldo. No sé cómo pueden conectar con la ciudadanía aquellos que ganan más que un sultán y que se jactan de llevárselo calentito cuando es dinero y todos y todos padecemos la pésima gestión de éstos.

El campeón de estos ‘trabajadores’ es el alcalde de Huelva, Pedro Rodríguez (PP), quien cobra más que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero (PSOE). ¿Cómo puede un alcalde de una ciudad que no supera en población de derecho los 150.000 habitantes tener tal sueldo? Y, aún más escandaloso, ¿cómo puede un hombre tener tal descaro?

Así no es de extrañar que el equipo de Gobierno de la ciudad no llegue a conectar con los verdaderos problemas de la ciudad y, lo que es más importante, de la ciudadanía. ¿Cómo puede entender Pedro Rodríguez a quien no cobra más allá de 15.000 euros e, incluso, 20.000? Ni Pedro Rodríguez ni ninguno de sus tenientes de alcaldes, que de éstos los hay a la patada, para empezar el mismo número que en Sevilla, una ciudad que cuenta con poco menos de 800.000 habitantes. Ser teniente de alcalde implica cobrar 20.000 euros más que no serlo y no serlo ya es un chollo porque el asunto anda por los 45.000 ó 50.000 euros.

Como el nivel de vida va en función de lo que uno gana, yo que soy un humilde redactor, y amante en lo que puedo en mis horas libres, pensando en qué me gastaría yo tal parné mensual llego a la conclusión de que no me daría tiempo a dilapidar mi cuenta como lo hago cada mes, y no por gusto. A los empleados del montón son tantas las obligaciones contraídas con el banco que la cuenta corriente de quien firma esto en nada se tiene que parecer a quien se ríe a carcajadas de quien pide que se bajen el sueldazo los llamados servidores públicos.

En el último Pleno municipal, el Grupo Municipal Socialista solicitó a la Corporación que se acordara una bajada del salario público de los concejales del PP, del PSOE y de IU, incluido el alcalde. Las risas fueron tales que éstas llaman la atención por lo insultante que ello supone para la democracia y, sobre todo, para la inteligencia. Me sobran descalificativos para tal actuación bochornosa que no me callaré.

El PSOE debería ceder parte del sueldo al que quieren renunciar para obras benéficas de la ciudad. IU debería de dejar de hacerle el juego al PP. Y esta gente del Partido Popular deberían dejar de reírse, no ya del PSOE, sino de toda la ciudad de Huelva, mi ciudad, donde no necesito que alguien cobre un dineral para decirme que blanca y azul es mi bandera, porque ya lo sabía.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s