El PCE se ahorcó con una (An)guita

Artículo de opinión publicado en ElPlural.com el domingo 29 de enero de 2010
Autor: Ígor R. Iglesias

No se explican en IU por qué los desilusionados con Zapatero y el PSOE no se montan en su carro. En la formación que engloba a pequeños partidos de izquierda (movimiento social y política se hacen llamar) no entiende lo que pasa, porque no han visto nunca que su problema come en casa y se hace llamar Papá

Julio Anguita, al que entrevisté el año pasado, logró cargarse al PCE desde dentro, como una táctica dictatorial magistral, borrando de un plumazo la historia del partido y expulsando a diestro y siniestro a todo moro que no quisiera ser cristiano, pero vestido (disfrazado) de califa. Los aires dialécticos de militar retirado le son inherentes a Anguita por aquello del linaje. Es comprensible pues que alguien de tal calaña equiparara en su momento (y lo seguirá haciendo) a los comunistas con la falange, como gente con ideales y convicciones inamovibles. En el PCE se lo consintieron, porque no había nadie que le hiciera sombra toda vez que el cordobés cortara todos los árboles del bosque.

Santiago Carrillo y miles de personas, que formaban una base sólida, fueron expulsados del partido. Dice Anguita que Carrillo se fue, pero los verdaderos comunistas lo saben, no los destilados que se vendieron a siglas en las que es imposible conciliar ideales tan diversos (IU). Izquierda Unida ha actuado de forma patética al seguir los dictados de Anguita, un cáncer para el comunismo en España, depauperando vilmente a Carrillo. En la historia reciente pocos jóvenes saben qué hizo Anguita con Carrillo, a quien ni siquiera dio la oportunidad de defenderse ni de volver a las filas. Porque el cordobés sólo quiso jugar al parchis con sus fichas y sus reglas, sin atender nada más que sus dictados.

El resultado final fue nefasto: el PCE se dejó eclipsar por IU. Estas últimas siglas son el problema de esta izquierda que no sabe por qué no levanta cabeza, además de una injusta ley electoral (responsabilidad, sin duda, de un PSOE prepotente; eso no es democracia). Este movimiento social y político ha de revisar al perro que cuida el ganado y así obtendrá de donde vienen las mordeduras y, luego, reflexionar sobre la utilidad de las siglas IU (sin historia) en detrimento de un PCE que tanto contribuyó a la democracia y cuya historia nos llena de orgullo a aquellos que sin haber estado allí (por edad) también nos sentimos expulsados.

 ARTÍCULOS DE OPINIÓN de ELPLURAL.COM del domingo 29 de agosto de 2010
ENRIC SOPENA
Error de Vilalta: “Orgullosos de nuestro Gobierno”… y una posdata valenciana
ANTONIO MIGUEL CARMONA
Tomás
LUIS SOLANA
Cuidado con Afganistán
ROSA MARÍA ARTAL
El sainete valenciano
GERARDO RIVAS
Afganistán y la mentira mil veces repetida de Rajoy
PILAR REGO
De 100 a 30 días
ÍGOR R. IGLESIAS
El PCE se ahorcó con una (An)guita
Anuncios

One thought on “El PCE se ahorcó con una (An)guita

  1. manuel rubiales dice:

    aún así, amigo Igor, I.U. ha servido para dar cabida a personas que se sienten de izquierdas sin tener que identificarse forzosamente con el PCE, y mucho menos con un PSOE cada vez más motivado por la perpetuidad en el poder que por el asentamiento en los postulados de izquierdas, si es que alguna vez desde 1982 se planteó esta posibilidad.
    Un abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s