Urbanismo deja en manos privadas la urbanización de parte del Molino

Noticia publicada en ODIEL Información de Huelva el jueves 11 de noviembre de 2010
Autor: Ígor R. Iglesias

Sin rubor ninguno, el Ayuntamiento de Huelva reconoce que no urbanizará los últimos tramos de las calles del Molino, donde antes había naves industriales, que están siendo sustituidas por edificios de nueva construcción.

La reciente queja vecinal de los propietarios de uno de estos modernos edificios guarda en los archivos de los despachos de la Gerencia Municipal de Urbanismo (GMU) lo que el Ayuntamiento tiene que decir ante las expectativas rotas de estos nuevos vecinos del barrio, que ven cómo el resto del Molino de la Vega es objeto del PlanE (acerado y columpios) y el Proteja (próximo asfaltado) y su zona, no.

Un informe de Urbanismo indica que la GMU “no tiene en la actualidad prevista actuación alguna, por cuanto que es la iniciativa privada la encargada de urbanizar el área, sin que desde esta Gerencia se puedan precisar plazos aproximados para su ejecución”.

Es la respuesta municipal ante un problema en el que se denuncia “falta de iluminación, acerado y pavimentación” en los últimos tramos de las calles Macías Belmonte y Trigueros. Y la denuncia en cuestión es formal: un escrito que tal organismo público recibió en octubre del año pasado “la solicitud de instalación de infraestructuras básicas en la zona del Molino de la Vega”, por donde se amplía este barrio, que se ha convertido en una zona de dos velocidades: calles rehabilitadas y otras sin servicios básicos.

En un documento al que ha tenido acceso esta redacción, la propia Gerencia Municipal de Urbanismo reconoce a los vecinos que piden lo básico para el lugar donde han decidido vivir que “la actual situación económica ha ralentizado la transformación del área”, que más que encontrarse paralizada, está en detrimento, ya que, tal y como denuncian ante este periódico los vecinos y ha podido comprobar esta redacción, estas calles “están cada vez peor”.

Lo dicen los vecinos del bloque número 48 de la calle Macías Belmonte, que al igual que los de la calle Trigueros, número 39, comparten problemas tanto dentro de sus edificios debido a las obras abandonadas que circundan los mismos, como al estado de ambas calles, que no están urbanizadas. Dicen que “cuando nos compramos el piso nos dijeron que todo estaría urbanizado” y se quejan de que el PlanE “no ha llegado hasta aquí”. Sí al resto del Molino del barrio.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s