Parques infantiles: mal repartidos y poco cuidados

Reportaje publicado en ODIEL Información de Huelva el martes 23 noviembre de 2010
Autor: Ígor R. Iglesias

Los parques infantiles en la capital onubense están mal repartidos. Extensas y pobladas zonas carecen por completo de columpios, como Viaplana o Marismas del Odiel, y en algunas zonas donde los niños sí tienen dónde jugar estos elementos están destrozados. Casi todos los parques acusan malas condiciones higiénicas.

Plaza de Andalucía. Es la Orden Baja. Sobre un aparcamiento subterráneo se construyó esta nueva plaza (que tiempo atrás era escalonada). Sobre el lugar luce un parque infantil con toboganes, columpios y otros juegos infantiles. Todos ellos rodeados de diversos tipos de desperdicios: envases, litronas, cristales rotos y papeles, principalmente. Y donde los niños juegan: heces fecales caninas. Para rematar este despropósito que hace casi inútiles estos columpios, la arena implementada en las áreas acotadas para jugar por parte de los niños del lugar forma un barro que hace prácticamente imposible cualquier tipo de juego.

En el resto de parques la arena suele parecerse a la de la playa, pero esta de la plaza de Andalucía “es un fango asqueroso que impide que podamos venir con el niño”, se queja una madre, de nombre Carmen Ruiz.

En La Orden se localizan tres parques infantiles (Los Templetes, Plaza Andalucía y Parque de las Oblatas). Cerca en Santa Marta, otros dos (uno de ellos, con destrozos en sus columpios) completan este tipo de instalaciones en una zona extensa, donde sin embargo, dicen sentirse discriminados. Especialmente, en la zona de Juan Carlos I, ya que en estas calles, algunas con serias deficiencias estructurales, sólo existe una zona: un parque infantil en la plaza del Andévalo, donde uno de los padres de los niños que allí juegan se queja de “la suciedad que acumula la arena, ya que es de playa y allí se regenera, pero aquí está estancada y supone una mala higiene”.

Lo dice Jorge Fernández, que aboga por “el suelo acolchado, como el del Parque de las Palomas”.

Donde también hay arena. En este parque, situado en el Centro de Huelva, junto al Muelle de Levante (de ahí su nombre oficial: Parque del Muelle), existen dos áreas infantiles, situadas una junto a otra.

La de arena ha sido desbancada por la nueva que se colocó en 2009, a través del proyecto correspondiente que posibilitó que con el dinero estatal se instalara en la zona un parque que ha tenido mucho éxito entre los más pequeños, que incluso denominan al lugar como Parque del Castillo, debido a que esta nueva zona de juegos infantiles representa dos torreones de un castillo unidos a través de pasarelas colgantes. “Es muy guay”, exponen María y Óscar, dos de los directamente afectados por, de un lado, la planificación del Ayuntamiento con respecto a la instalación, ubicación y número de parques infantiles en la ciudad atendiendo al número de población, y, del otro lado, al cuidado que los adultos (de adolescentes a mayores) lucen de otros espacios habilitados para los niños.

Alberto V., un padre, se queja de “la suciedad que empieza a acumular la moqueta del parque de las Palomas” y se queja “de que no se tenga en cuenta la higiene en los parques de arena”. Por su parte Lorena Díaz, madre de dos niños, indica que al menos haya columpios, ya que “en la Isla Chica no hay”. Tampoco en Las Colonias, Cardeñas, La Navidad, Pérez Cubillas, entre otros tantos.

Eliminar juegos por heces de perro. La eliminación de parques infantiles en la capital onubense ha sido una constante a lo largo de los años. Cuenta el presidente de la asociación de vecinos del Polígono San Sebastián, Francisco Borrego, que “hace 25 años todas las plazoletas del barrio tenían columpios y hoy en día ninguna tiene sitio alguno para que jueguen los niños”, a excepción de la plaza Galaroza, “donde se pusieron unos columpios con la construcción del ‘parking’ público por parte de la empresa constructora”.

La eliminación de columpios se hizo patente en una zona céntrica amenazada con planes urbanísticos donde las zonas verdes no son la prioridad. Hasta finales de la década de los 90, el Parque de la Esperanza contaba en uno de sus extremos con zonas de juegos. El Ayuntamiento de Huelva, siendo alcalde Pedro Rodríguez, sustituyó los columpios (los únicos en un radio de un kilómetro hasta la llegada del PlanE y con éste el parque infantil junto a la plaza de Los Litri) por áreas caninas.

El presidente de las Colonias, Honorio Rodríguez, las llama “cagaderos de perros”. Ni lo uno ni lo otro hay en su barrio.

Y en el entorno del Molino se acumulan cuatro (uno de ellos también con el PlanE).

Derecho al juego en la infancia. El Decreto 127/2001 sobre medidas de seguridad en los parques infantiles, aprobado por la Junta de Andalucía reconoce que “el juego es un instrumento idóneo para el armónico desarrollo de la personalidad del menor y, más aún, para que perciba su infancia como etapa de bienestar y felicidad”. La ONU reconoce que “todos los menores tienen derecho a que el juego forme parte de su actividad cotidiana”. En el mapa se muestra cómo niños de Isla Chica o Las Colonias están privados de ese derecho.

Parques infantiles en la capital:

01- Plaza de los Templetes.

02- Plaza de Andalucía.

03- Parque de las Oblatas.

04- Plaza Luis Buñuel.

05- Calle Pescadores.

06- Calle Tres Carabelas.

07- Parque Moret.

08- Parque Moret.

09- Parque Moret.

10- Bda. Parque Moret.

11- Calle Isidro Pinedo.

12- Parque de Juan Duque.

13- Verdeluz.

14- Calle Baleares.

15- Prolongación Avda. Andalucía.

16- Prolongación Avda. Andalucía.

17- Calle Fenicios.

18- Plaza Paco Toronjo.

19- Plaza de la Capitalidad.

20- Plaza Houston.

21- Avda. Galaroza.

22- Calle Jabugo.

23- Calle Bachiller.

24- Parque de la Luz.

25- Vicente Mortes.

26- Parque Antonio Machado.

27- Matadero.

28- Plaza del Cine.

29- Pescadería.

30- Pescadería.

31- Parque del Muelle.

32- Parque del Muelle.

33 y 34- Parque Zafra.

35- Paseo de las Palmeras.

36- Paseo de las Palmeras.

37- Parque Robinson.

38- Parque Paco Jiménez.

39- Plaza Andévalo.

(Lea el reportaje completo en la edición impresa, donde se muestran varias fotografías de parques infantiles, destrozados y también en buenas condiciones, y un plano de la capital onubense con la ubicación exacta de las áreas de juego infantiles)

One thought on “Parques infantiles: mal repartidos y poco cuidados

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s