Reig Plá: la insensibilidad de un obispo sobre la violencia machista

Artículo de opinión publicado en ElPlural.com el viernes 31 de diciembre de 2010
Autor: Ígor R. Iglesias

Las palabras del obispo de Alcalá, Juan Antonio Reig Plá, sobre la violencia machista en la pareja no pueden pasar desapercibidas para la población española, en general, ni para las bases y la misma cúpula de la Iglesia Católica, en particular.

Este señor, cuya autoridad sólo es eclesiástica, nos tiene acostumbrados, desgraciadamente, a la revelación divina de lo que la Iglesia esconde y enseña a nivel episcopal: que si una misa para honrar a los fascistas, que si los curas son mileuristas o, su última frívola ocurrencia, que “los matrimonios canónicamente constituidos tienen menos casos de violencia domestica que aquellos que son parejas de hecho o personas que viven inestablemente” y que “se da sobre todo en aquellos procesos de separación o divorcio”.

Son palabras textuales de un jefe de curas que, además de denotar una total ignorancia sobre la realidad de un drama social y personal, suponen la constatación de cómo estos representantes de su dios en la Tierra ni se parecen a quien dicen seguir ni tienen la sensibilidad suficiente para ostentar su poder terrenal.

Es más, este mortal no debe seguir al frente de su cargo eclesiástico, dado que la Iglesia sigue siendo influyente sobre el resto de la sociedad y palabras como las de Juan Antonio Reig Plá son una perversidad ante asuntos tan delicados como la violencia que se produce en determinadas parejas, cuyo drama no es fruto de un perfil concreto de emparejamiento, sino de una actitud concreta de determinados hombres (y también mujeres) ante un hecho indiscutible: nadie es propiedad de nadie.

Este obispo, en relación con este asunto, es un ignorante: de las 71 mujeres que a este hora de este día (12.09 horas del 28 de diciembre de 2010) han muerto a manos de su pareja o ex pareja, 43 fueron asesinadas por su pareja y la mayoría con edades superiores a los 40 años. Al resto, 28, les quitó la vida su ex pareja o la persona con la que estaban en fase de ruptura. No son datos míos, sino de la Secretaría de Estado de Igualdad.

Frívolo, insensible e irresponsable, así demuestra ser otro obispo más.

Y así es la Iglesia, que o se cuida de sus propia gente o corre el riesgo, como le está pasando, de condenarse a su propio infierno: que se le joda el negocio, porque tanto a los creyentes como a los que somos ateos palabras como las de Reig Plá están endemoniadas, llenas de esa falta de escrúpulos de quien es capaz de usar un asunto tan delicado para hacer campaña a favor de un modelo en extinción: “Y de la costilla que Dios tomó del hombre hizo una mujer y la trajo al hombre (Génesis 2:22)”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s